Agencias/Ciudad de México.- Los precios del petróleo treparon el martes a un máximo desde fines de octubre, en un contexto de preocupación por el suministro.

El ataque mortal atribuido a Israel contra el consulado de Irán en Siria, que dejó al menos 13 fallecidos, hace temer una respuesta iraní.

Así, el barril de Brent del mar del Norte para entrega en junio ganó 1.71% a 88.92 dólares luego de rozar los 90 dólares. En tanto el West Texas Intermediate (WTI) para mayo subió 1.72% a 85.15 dólares.

“Hasta ahora el mercado había de algún modo ignorado los riesgos geopolíticos pero ahora realmente les presta atención”, indicó Bill O’Grady, de Confluence Investment, luego del ataque en Siria.

El bombardeo de la sección consular de Teherán en Damasco mató el lunes a 13 personas, entre ellas el oficial iraní de mayor rango en Siria, Mohamad Reza Zahedi, y seis miembros de la Guardia Revolucionaria de la República Islámica.

La subida del petróleo es concordante con la disparada de las materias primas, en particular del oro, un valor refugio al que los inversores acuden en momentos de tensión y que alcanzó un nuevo récord este martes.

“Lo que hace subir el precio del petróleo”, matiza Bjarne Schieldrop, analista de Seb, “es un mercado tenso por el débil crecimiento de la producción estadounidense de petróleo de esquisto y la firmeza de la Opep+ (la OPEP y sus aliados, ndlr)” sobre sus recortes de producción.

Para este analista, estos factores podrían llevar “a una caída de stocks”, y sostienen por lo tanto los precios del oro negro.

Da tu opinión

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.