Agencias, Ciudad de México.- Incode, plataforma tecnológica de verificación y autenticación de identidad, recibió 220 millones de dólares en una ronda de inversión, con lo que se convirtió en el sexto unicornio de México.

Ahora la startup tiene un valor de 1,250 millones de dólares, anunció el martes el presidente de la firma.

Incode, fundada en 2015, se dedica al desarrollo de software para validar la identidad de los usuarios online de bancos, fintech, hoteles, hospitales y compañías de alquiler de vehículos, entre otros.

«Esto es para podernos expandir geográficamente, para poder seguir mejorando el producto y para poder seguir trabajando con nuestra misión de generar confianza en las sociedades», dijo Ricardo Amper, presidente y fundador de Incode Technologies, en una entrevista virtual con Reuters.

SoftBank y General Atlantic con mayor participación en la ronda

En la ronda Softbank participó con más de 70 millones de dólares, en tanto que el fondo de capital General Atlantic tuvo una participación superior, agregó el directivo.

También otros inversores fueron J.P. Morgan Technology Ventures, Capital One Ventures, Coinbase Ventures y Silicon Valley CISO Investments (SVCI).

La segunda ronda siguió a una que se realizó en marzo, en la que Incode levantó 25 millones de dólares.

Por otro lado, Incode tiene presencia en siete países, Estados Unidos, México, Brasil, Colombia, Argentina, Canadá y el Reino Unido.

La inversión es para seguir con expansión a otros lugares

La inversión impulsará además el crecimiento en Europa y Oriente Medio, en medio de la ola de creación de las fintech que se convierten en una de las principales oportunidades de crecimiento, consideró Amper.

Además, se suma el impacto que ocasionó la pandemia de coronavirus, que aceleró el uso de reconocimiento biométrico remoto en algunas industrias.

«Al haber un cambio tan fuerte con el Covid, en donde se están digitalizando muchos casos (…), yo creo que es algo definitivo, la pandemia ya ha durado mucho y parece que desgraciadamente no tiene un fin en el corto plazo», aseguró el directivo de 42 años.

Amper dijo que espera nuevas rondas de financiamiento en los años siguientes, antes de listarse en bolsa.

«Yo creo que esos recursos se van a usar también para fusiones y adquisiciones, por lo cual pensamos que vamos a seguir requiriendo capital en los siguientes años, y si todo sale bien en algunos años estaríamos yéndonos a la bolsa», concluyó.

Comentarios desactivados en Incode se convierte en el sexto unicornio mexicano