Redacción

Tuxtla Gutiérrez, Chiapas, 12 enero 2017.-Las organizaciones de transportistas urbanos desquiciaron, por segundo día consecutivo, la capital de Chiapas: Tuxtla Gutiérrez.

El paro generalizado e indefinido de más de 120 rutas del transporte público han casi paralizado la capital chiapaneca sin que hasta la noche del jueves hayan llegado a un acuerdo entre autoridades estatales y municipales y las organizaciones de transporte urbano.

En una salida desespera, el Ayuntamiento de Tuxtla Gutiérrez, Chiapas, implementó una campaña de aventones para ayudar a la población afectada por el paro parcial del transporte urbano. La presidencia municipal informó que su servicio de ‘aventones’ engloba la participación de 77 vehículos oficiales, los cuales corresponden a distintas instancias municipales.

La iniciativa denominada #AventónTuxtla busca ofrecer a la ciudadanía una alternativa de movilidad ante las protestas del gremio transportista que mantiene paralizadas sus funciones en exigencia de que se otorgue un incremento al precio del pasaje, esto como resultado del alza al costo de la gasolina

“Otra gran opción ante el paro que realizan transportistas, que de forma unilateral aumentaron el pasaje sin la autorización del Gobierno, es dar aventón a nuestros amigos y vecinos que vayan a lugares que nos queden de paso”, pidió el Alcalde Fernando Castellanos.

Esta medida, dijo, mostrará la solidaridad de los tuxtlecos, además que se ahorra gasolina al usar un solo vehículo para el traslado.

Los transportistas suman dos días de paro parcial del servicio colectivo en la capital chiapaneca, en demanda de un aumento de la tarifa de 6 a 7 pesos.

Los inconformes acusan al Gobierno de no respetar un acuerdo sobre el aval del alza a partir de este mes.

Chiapas insistió en que no se ha autorizado ningún incremento.

“La autoridad estatal entiende que el incremento a los combustibles genera un mayor gasto para el transporte, sin embargo, reitera la voluntad de encontrar, mediante el diálogo y los acuerdos, los mecanismos que apoyen al sector transportista sin afectar la economía de las familias”, expuso en un comunicado.

Las unidades que permanecen paralizadas desde el 11 de enero, representan el 80 por ciento de las unidades que prestan servicio a la ciudadanía de Tuxtla Gutiérrez.

De acuerdo con medios locales, los transportistas aseguran que las autoridades de Transporte habrían autorizado dicho incremento desde el 21 de diciembre del recién finalizado 2016, sin embargo, éstas rechazan que fuera así y ahora piden que los ciudadanos denuncien cualquier cobro arbitrario.

 

Comentarios desactivados en Desquician transportistas a la capital de Chiapas