abril 30, 2024

Tabasco: Oposición, por anular elecciones 

De Primera Mano/Por Rodulfo Reyes/Villahermosa.- Codiciado por ser la cuna del presidente Andrés Manuel López Obrador, Tabasco, para la oposición, es un enclave que necesita ganar, aunque no sea en las urnas. Por eso el PAN y PRI han diseñado una estrategia para judicializar el resultado y, así, lograr la anulación del triunfo de Morena.

A diferencia de los contendientes del PRD y Movimiento Ciudadano, la candidata común PRI-PAN, Lorena Beaurregard de los Santos, no hace campaña en tierra: carece de propaganda en radio y televisión, y tampoco tiene espectaculares ni pintas en bardas.

Si no fuera por lo que difunde en su cuenta de X (antes Twitter), en donde apenas tiene 5,900 seguidores, y que es replicado por su equipo, no se sabría que estos partidos tienen candidato en Tabasco.

La ausencia de mítines y de propaganda física la ha cubierto con declaraciones virulentas rebotadas en las herramientas virtuales, pero que se quedan en la “nube’.

La aspirante panista ha logrado asestar golpes que hacen ruido, como cuando acusó a su homólogo morenista, Javier May Rodríguez, de usar una camioneta Suburban blindada de 6 millones de pesos que le prestó un empresario que recibe obras del Tren Maya, del cual May fue responsable, señalamiento que fue rechazado por el vocero de la campaña, Fernando Vázquez Rosas.

De ser cierta esa versión, como la unidad blindada no está declarada ante las autoridades electorales, se le endosaría como gastos de campaña, con lo que se estaría excediendo, lo que ameritaría la anulación del resultado.

Pero hay más: el pasado 20 de abril, durante la imposición de bandas de las embajadoras que participaron el concurso de la Flor de Oro, el evento de la Feria Tabasco que tiene la mayor audiencia no solo estatal sino regional, Televisión de Tabasco (TVT) trasmitió cintillos y publicidad a favor de Javier May.

La propaganda no tendría nada de anormal si no existiera el registro de que  el 28 de diciembre de 2000, el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) anuló los comicios tabasqueños para gobernador del 20 de octubre anterior que había ganado el priísta Manuel Andrade Díaz.

Los magistrados electorales argumentaron que no existió equidad en la contienda,  y que el Revolucionario Institucional había sido favorecido por los medios del Estado, en particular por la televisora.

Según fuentes enteradas, el equipo de May no contrató esa publicidad, sino que fue “sembrada ” para afectar al abanderado morenista.

En esa dependencia, se explicó, como en todo el gobierno estatal, tiene injerencia el aún gobernador de Tabasco con licencia, Adán Augusto López Hernández, quien estaría operando para malograr el triunfo de May, con quien mantiene diferencias desde que ambos formaban parte del PRD lopezobradorista.

Un dato que hace creíble esta especie es que en el equipo de la candidata del PAN hay operadores que en su momento fueron parte del cuarto de guerra de Adán López, y que son especialistas en campañas sucias.

De hecho, hay señalamientos en la prensa local de que dicho proselitismo se estaría financiando desde instituciones cuyos titulares están vinculados al ex secretario de Gobernación.

Las posibilidades de que gane la abanderada común del PRIAN, como le llamó May en el pasado debate entre candidatos a la gubernatura, son prácticamente nulas: no solo adolece de propaganda y no hace campaña a ras de tierra, sino que también Acción Nacional es inexistente.

Entidad con una tradición liberal, como lo fue la lucha del ex gobernador Tomás Garrido Canabal contra el clero, el blanquiazul carece de registro en el edén.

En Tabasco los militantes panistas no llegan ni a mil. La vez que ese partido logró la votación “más alta” en la tierra de Garrido fue en 2000 por la irrupción de Vicente Fox Quesada como estandarte de la ola del cambio.

En las elecciones locales de ese año el priista José Antonio de la Vega Asmitia se vistió de azul, y logró 54 mil votos contra 288 mil que sacaron los abanderados del PRI, Manuel Andrade, y del sol azteca, Raúl Ojeda Zubieta, cuya diferencia a favor del priísta fue de apenas siete mil votos.

Beaurregard fue registrada como aspirante del blanquiazul el 8 de marzo, y el 13 de marzo el tricolor suscribió la candidatura común con ese partido.

Esto significa que la priísta es vista como la abanderada del PAN, no del  PRI, y tan es así que su equipo logró candidaturas plurinominales en Acción Nacional, no en el Revolucionario Institucional.

De acuerdo con observadores políticos, es Adán López el que estaría operando esa candidatura común para judicializar el resultado.

Esta tesis se robustece con el hecho de que la televisora estatal “sembró” evidencias para hacer constar que la contienda fue inequitativa a favor del partido en el gobierno.

TVT es de las dependencias que abiertamente estuvieron, como todo el aparato estatal de Tabasco, a favor de Adán Lópezy en contra de Claudia Sheinbaum en las elecciones primarias de Morena para elegir al candidato a Palacio Nacional.

El equipo de campaña del PAN también está contabilizando las publicaciones de medios escritos y electrónicos con notas a favor de May, a manera de probar la inequidad.

La idea central es generar el ambiente de que la alianza PAN-PRI perdió la elección porque Morena fue favorecido por los medios.

@RodulfoReyes

Share

Da tu opinión

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.