junio 25, 2024

Tabasco: ahora sí gobernará la “izquierda”

De Primera Mano/Por Rodulfo Reyes/Villahermosa.- Sí, como se prevé, el gabinete de Javier May Rodríguez estará integrado principalmente por activos del movimiento iniciado en Tabasco en 1988 por Andrés Manuel López Obrador, por vez primera en la historia reciente los principales cargos públicos no serán para una clase política que viene mandando desde la última década del siglo pasado.

Aunque en 2012 y en 2018 lograron la gubernatura tabasqueña dos ex priistas apadrinados por el actual Presidente, Arturo Núñez Jiménez y Adán Augusto López Hernández, respectivamente, el edén ha estado bajo la tutela de una vieja clase priísta que tuvo su mejor momento en la administración que está por terminar y que inició el segundo.

El 31 de diciembre de 2018 que rindió protesta como jefe del Ejecutivo local, Adán López habló de “conciliación”. A su toma de posesión asistió como invitado el ex mandatario Manuel Gurría Ordóñez, a quien alguna vez Carlos Hank González llamó “el hermano menor que nunca tuve”.

El segundo mandatario de la era lopezobradorista fue deferente con Gurría al hacer notar su presencia y el hecho de haber formado parte de su gobierno, tratando así de justificar la integración a su equipo de personas que en 1994 (y años siguientes) operaron en contra de López Obrador.

(Como anécdota, en 2012 que juró como gobernador de Tabasco, el perredista Arturo Núñez, emocionado, le dijo “jefe” al de Macuspana, pero este le contestó que no estaba de acuerdo con ese calificativo).

Con Adán López ascendieron al poder los enemigos históricos de AMLO, gente de Gurría y Roberto Madrazo Pintado.

Hace seis años, como prueba, fue nombrado como presidente del Poder Judicial el notario público Enrique Priego Oropeza, quien fue secretario de Gobierno en la administración de Gurría.

Adán López, a su vez, fue subsecretario con Enrique Priego.

Podría decirse que, un sexenio atrás, López Hernández le metió “gol” a López Obrador al llevar al gobierno lopezobradorista a partidarios de Gurría y Madrazo que, cada uno en su momento, lo tundieron hasta por debajo de la lengua.

Adán López se perfila para líder del Senado, pero su grupo no parece estar contemplado en el esbozo del gabinete del nuevo mandatario tabasqueño.

Por lo que ha trascendido, May Rodríguez se rodeará de gente que lo acompañó en su campaña y que ha permanecido a su lado a lo largo de años de lucha.

Si bien se observa a priístas, estos no pertenecen a la cuadra de Adán López.

Para la principal plaza política después de la gubernatura se perfila José Ramiro López Obrador.

De no llegar a la Secretaría de Gobierno el hermano del Presidente, se menciona a Juan José Peralta Fócil, hijo del ex gobernador José María Peralta López, quien cubrió el último año del sexenio de Enrique González Pedrero y no formó parte ni del gurriísmo ni del madracismo.

Para la Secretaría de Finanzas se tiene contemplado a Julián Romero Oropeza, hermano del director de Pemex, Octavio Romero Oropeza, uno de los tabasqueños más cercanos al Presidente desde hace tres décadas.

A la Secretaría de Ordenamiento Territorial y Obras Públicas se encamina Daniel Casasús Ruz, amigo de Andrés Manuel López Beltrán, el hijo del Presidente.

Con la llegada al poder de May, junto con Octavio Romero de los contados cuadros del lopezobradorismo que no provienen del PRI, se está gestando una nueva corriente política, más que una nueva generación, que regirá a Tabasco durante el próximo sexenio.

Sin la presencia de los representantes del gurriísmo y del madracismo, es de esperarse una nueva forma de hacer política en Tabasco, sin los viejos usos y costumbres gubernamentales.

De tal manera que llevar al poder a una nueva clase gobernante —sin los vicios de la vieja política y de los viejos políticos priistas— será el gran reto del nuevo mandatario tabasqueño.

APOYAN A ADÁN PARA SENADO

Una corriente de opinión de Morena en Tabasco, la tierra del presidente López Obrador, está impulsando a Adán López para que llegue a la presidencia del Senado. Al frente de esa expresión se puso Carlos Enrique Iñiguez Rosique, diputado local electo, quien aseguró que el ex responsable de la política interna tiene capacidad y experiencia para ser coordinador de la bancada vinotinto. Dijo que con su eficiencia, el tabasqueño sabrá enfrentar los desafíos para consolidar la 4T. Aseveró que de la baraja de aspirantes a conducir la Cámara Alta, él no tiene dudas que Adán López es quien posee mayor solidez. Iñiguez Rosique fue secretario de Administración e Innovación Gubernamental en el gobierno de López Hernández y ahora busca dirigir la Junta de Coordinación Política del Congreso local, aunque enfrenta la oposición de los llamados fundadores del movimiento, denominación en la que se encuadran May y Oropeza.

@RodulfoReyes

Share

Da tu opinión

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.