diciembre 3, 2021

Tabasco 2024: ¿Sucesión diferente por efecto AMLO?     

De Primera Mano/Por Rodulfo Reyes/Villahermosa.- Por razones que tienen que ver con el hecho de que el presidente Andrés Manuel López Obrador es tabasqueño, la sucesión por la gubernatura en 2024 tendrá particularidades como la participación de otro actor político nacional de la misma tierra, el secretario de Gobernación, Adán Augusto López Hernández.

Cuando el PRI tenía la primera magistratura del país, era el candidato presidencial quien nombraba a su correligionario que pretendía Plaza de Armas.

La excepción se dio en 2000 y 2006 que el PAN entró a Palacio Nacional con Vicente Fox Quesada y Felipe Calderón Hinojosa, respectivamente, y en ambos sexenios fue la nomenclatura del viejo tricolor la que impuso a los postulantes al Gobierno de Tabasco.

En 2000, en el Revolucionario Institucional, Roberto Madrazo Pintado, gobernador saliente, logró que Manuel Andrade Díaz fuera nominado, pese a que el presidente que terminaba, Ernesto Zedillo, y el candidato a sucederlo, Francisco Labastida Ochoa, querían a Arturo Núñez Jiménez.

En 2006 con el panista Calderón en Los Pinos, el mandatario saliente Manuel Andrade pujó por Andrés Granier Melo.

En 2012, el candidato presidencial priísta Enrique Peña Nieto, aunque el jefe del Ejecutivo por concluir, Andrés Granier, quería que la responsabilidad recayera en Luis Felipe Graham Zapata, impuso a Jesús Alí de la Torre, quien fue el primer priísta en perder una elección para gobernador.

En 2012, si bien el PRI ganó Los Pinos, la fuerza de AMLO en su segunda participación como candidato presidencial de la izquierda, representada entonces por el PRD, logró “jalar” al expriísta Arturo Núñez y así la oposición ganó por primera vez el Ejecutivo choco, tras ocho décadas de hegemonía tricolor.

En 2018, en su tercer intento por el cargo público más alto de la nación, el opositor oriundo de Macuspana no solo ganó la presidencia, sino que también se llevó “carro completo” en Tabasco con Adán Augusto López como abanderado a la gubernatura.

En 2024, el tepetiteco estará terminando su gestión y, de acuerdo con los usos y costumbres de la política mexicana, será el candidato presidencial de Morena a quien le ataña nombrar al que compita por la gubernatura.

Algunas fuentes, sin embargo, aseguran que por ser su tierra, el morenista que contienda por Palacio Nacional podría hacerle la cortesía al presidente saliente para que sea él quien “sugiera” al que vaya por la Quinta Grijalva.

Más aún, en esa decisión también pesaría otro actor político tabasqueño con proyección nacional: el secretario de Gobernación bien puede ser el “bueno” para la grande o, en todo caso, coordinador de campaña del abanderado presidencial.

Estos factores, la disminución del poder del presidente al cierre de su gestión y la participación de Adán Augusto, hacen ver que no es tan seguro que el próximo candidato sea Octavio Romero Oropeza, director general de Pemex, o Javier May Rodríguez, secretario federal del Bienestar.

Romero y May son, después de Adán Augusto, los tabasqueños más cercanos al presidente y también forman parte de su proyecto político.

Por eso, para ir pensando en el nombre del abanderado de Morena a la gubernatura dentro de tres años, primero hay que ver quién será el candidato presidencial vinotinto y a partir de ahí hurgar entre sus amigos tabasqueños.

López Obrador, ciertamente, es un político hábil y acaso posea la fórmula aún desconocida para prolongar su presencia más allá de 2024 en Palacio Nacional y en la Quinta Grijalva.

@RodulfoReyes

Share
Comentarios desactivados en Tabasco 2024: ¿Sucesión diferente por efecto AMLO?