Notimex/Dallas.- La compañía petrolera Exxon Mobil Corporation informó hoy que rompió todo vínculo con su expresidente y ex director ejecutivo, Rex W. Tillerson, a fin de que éste cumpla con los requisitos para asumir como secretario de Estado.

El acuerdo, que incluye un fideicomiso administrado de forma independiente, prohíbe a Tillerson invertir en Exxon.

Además tiene la intención de liberarlo de los compromisos éticos por conflicto de intereses, antes de su audiencia de confirmación como nominado al cargo de secretario de Estado en la administración del presidente electo Donald Trump.

La compañía, con sede en Irving, un suburbio de Dallas, Texas, informó en un comunicado este miércoles que el acuerdo fue desarrollado en consulta con los reguladores éticos.

Bajo el acuerdo, si Tillerson es confirmado como secretario de Estado en la audiencia programada para el próximo 11 de enero, Exxon transferirá al fideicomiso el valor de más de dos millones de acciones diferidas de la compañía, que el exejecutivo habría recibido en los próximos 10 años, informó la compañía.

El pago único al fideicomiso sería igual al valor de las acciones canceladas de Tillerson basado en un precio promedio ponderado por volumen por acción.

Las acciones de Exxon, cerraron este martes a 90.89 dólares por acción. A ese precio, las acciones valdrían un total de 181 millones 780 mil dólares.

El fideicomiso estaría prohibido de invertir en ExxonMobil y administraría los activos de acuerdo con las reglas éticas del gobierno.

Los pagos a Tillerson del fideicomiso estarían sujetos al mismo programa de 10 años que los premios cancelados habrían tenido si el hubiera continuado en su lugar.

El acuerdo establece también que Tillerson renunciara a su derecho de más de 4.1 millones de dólares en bonos en efectivo, programados para pagarse en los próximos tres años.

Así como a otros beneficios tales como beneficios médicos y dentales para jubilados y apoyo administrativo, financiero y tributario.

El fideicomiso incluiría reglas de decomiso que prohibirían a Tillerson trabajar en la industria de petróleo o gas durante el período de pago de 10 años.

Las reglas de fideicomiso dictan que en caso de confiscación, el dinero sería distribuido a una o más organizaciones benéficas involucradas en la lucha contra la pobreza o la enfermedad en el mundo en desarrollo.

Ni Tillerson, ni ExxonMobil tendrían ningún control sobre la selección de las organizaciones benéficas.

La compañía informó que el efecto neto del acuerdo es una reducción de aproximadamente siete millones de dólares en la compensación debida a Tillerson, quien se retiró oficialmente el pasado 31 de diciembre con más de 40 años de servicio con ExxonMobil.

Independiente del acuerdo con Exxon, Tillerson también se ha comprometido a que de ser confirmado, venderá las mas de 600 mil acciones de la compañía que actualmente posee.

Comentarios desactivados en Desliga Exxon Mobil al nuevo secretario de Estado ‘cuate’ de Trump