Agencias/Ciudad de México.- El Presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, reviró los comentarios del empresario mexicano Carlos Slim, quien aseguró que las tareas de las Fuerzas Armadas nacionales son demasiadas.

“Vivimos en un país afortunadamente libre, donde todos nos manifestamos. Respetamos el punto de vista de Carlos Slim, pero yo no lo comparto”, comentó en su conferencia de prensa matutina.

El mandatario mexicano agregó que esto podría deberse a un desconocimiento de las cinco misiones con las que cuenta el Ejército nacional, que son:

1.Proteger la soberanía nacional.
2.Garantizar la seguridad interior que, a decir de López Obrador, se ha fortalecido por la Guardia Nacional.
3.Apoyar en el desarrollo social.
4.Contribuir a la construcción de obras esenciales para la nación latinoamericana.
5.Ayudar en eventualidades como las generadas por el huracán Otis, en el estado sureño de Guerrero.

“No les gusta que la Secretaría de la Defensa nos ayude construyendo y operando el Tren Maya o Mexicana [de Aviación]. Le llaman militarizar el país, pero tiene esas funciones legales, que no se conocían ni se llevaban a la práctica. El Ejército es pueblo. Tendría preocupación si [los soldados] fueran de la oligarquía”, aseveró López Obrador.

El pasado 12 de febrero, Slim dio una rueda de prensa donde, entre varios asuntos, abordó el tema de la presencia del Ejército en las calles de México.

“[Los militares] son excelentes, pero creo que es demasiado. Por ejemplo, cuando se les invitó a participar en la construcción fue muy bueno porque hay buenos ingenieros militares. Es bueno que muchos militares en lugar de estar en el cuartel, estén trabajando, pero es demasiado”, ponderó.

“Es un buen empresario”

En el mensaje del también presidente vitalicio de Grupo Carso, dio a conocer que Teléfonos de México (Telmex), una de las compañías de telecomunicaciones más relevantes del país, está en una situación crítica. Esto se debe a que, a lo largo de una década, perdió su rentabilidad financiera, esto por la eliminación del cobro de llamadas de larga distancia, lo que obligó a la empresa a que otras firmas usaran su red para comercializar sus paquetes de servicios similares.

“Telmex ya no es un negocio, pero no la vamos a vender (…) Ya les dije a mis hijos que no la pueden vender. No es un negocio ya, pero no la vamos a vender; tiene que ser mexicana”, mencionó el empresario.

Ante esta situación, el presidente mexicano descartó adquirir la firma, como lo hizo con la marca de Mexicana de Aviación.

“No [vamos a comprarla] y le ha ido bien a Carlos porque es un buen empresario, como le ha ido bien también a otros [magnates]”, puntualizó.

Esto también va en línea con el estudio El monopolio de la desigualdad Cómo la concentración del poder corporativo lleva a un México más desigual, publicado recientemente por Oxfam México, donde se revela que Slim ha incrementado su fortuna alrededor de 70% en los últimos años.

“La fortuna total de los 14 ultrarricos mexicanos, aquellos con más de 1.000 millones de dólares de riqueza, aumentó hasta casi duplicarse desde el inicio de la pandemia. En particular, Carlos Slim es hoy el hombre más rico de la región, con una fortuna mayor que los otros 13 ultrarricos mexicanos juntos.

“La fortuna conjunta de Carlos Slim y Germán Larrea creció en 70% durante los últimos cuatro años, hasta representar casi seis de cada 100 pesos de la riqueza privada en el país, cifra equivalente a la riqueza de la mitad de la población más pobre de América Latina y el Caribe, unas 334 millones de personas”, se lee en el documento.

El análisis fue calificado por el magnate Slim como “una estupidez” e invitó a sus realizadores a dialogar al respecto.

Da tu opinión

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.