Agencias/Ciudad de México.- Rafael Nadal consiguió una de las victorias más importantes de su carrera sobre Novak Djokovic en una batalla sobre arcilla en el Masters de Roma 7-5, 1-6 y 6-3.

En una final frecuente en la Era Open, hasta 29 veces si se cuenta la ATP Cup 2020, Nadal ganó a Djokovic en una batalla sobre la arena del Foro Itálico este domingo.

Es la décima coronación del eterno emperador romano, que iguala a su gran rival en títulos de Masters 1.000 con 36 y da un golpe sobre la mesa a dos semanas de iniciarse el ‘Grand Slam’ de la tierra. En Roland Garros Nadal podría reafirmar su candidatura a mejor tenista de la historia.

La cosa se pone seria y Nadal y Djokovic han dado un paso adelante. Después de cuatro finales seguidas de Masters 1.000 entre miembros de la ‘Next Gen’, han vuelto los de siempre.

La final de Roma entre el español y el serbio era la más longeva del torneo en la Era Open y la segunda con protagonistas de más edad desde que se instauraron en 1990 los eventos de categoría TMS. Sólo la supera el duelo entre Roger Federer y John Isner en la última ronda de Miami 2019.

‘Nole’ salió a asustar y a acortar los puntos al máximo: su físico no estaba para florituras después de las cuatro horas y 56 minutos que se dejó ayer entre los cuartos y las semifinales. Tres ganadores le dieron la primera ventaja en el marcador.

El serbio parecía más enchufado y se notó con tres bolas de ‘break’ en el segundo juego. Nadal neutralizó las dos primeras con una dejada y un punto de saque. Pero no pudo con la tercera al perderse un revés por el pasillo del dobles.

El mejor tenista del planeta sabía que sus opciones pasaban por un duelo corto en el tiempo y en los intercambios. Nadal sabía que no podía dejar crecer la confianza de tan acreditado rival y le devolvió la rotura inmediatamente después.

Estaba el día gris en la capital italiana dejando una superficie pesada y haciendo que la pelota no cogiera tanto los efectos. No es lo mismo sacarle a Reilly Opelka, que no resta nada, que a Djokovic. Lo experimentaba el español que necesitó 24 minutos para ganar con su servicio.

Con 3-3, Rafa logró un punto de ‘break’ tras tropezar con un clavo que sobresalía en la línea blanca. Era la segunda caída de la semana en el campo centrale y así se lo reclamó al árbitro Carlos Bernardes. “Es increíble las líneas, cada puñetero día. Nos vamos a matar”, le reclamaba.

Salió un operario con un martillo a fijar mejor las líneas y a seguir. El rey de la tierra, con una visible herida, se fue momentáneamente del partido indignado por la situación que no puede pasar en un torneo de la importancia de Roma.

La familia Nadal, incluidos sus tíos Rafael y Miguel Ángel, sufría desde la grada. Su jugador estuvo a dos puntos de perder la manga inicial, con 5-4 y 15-30.

El revés cortado, que tanto le había dado en la pasada final de Roland Garros, seguía en la recamara del número tres mundial. No lo necesitó para romper la final en el undécimo juego. Allí llegó la segunda rotura.

A Djokovic se le empezaba a cargar el hombro derecho después de tanta actividad en tan poco espacio de tiempo.

Lo estiraba en los cambios donde aprovechaba para buscar fuerza interior. Cuando menos se esperaba, Nadal se enredó con el saque y su adversario lo aprovechó para sumar cinco juegos del tirón que firmaban las tablas. Si hay un tenista que conoce y explota los puntos débiles del manacorí es Novak.

El pupilo de Marian Vajda sabe leer dónde van los tiros de Rafa incluso antes del golpeo. Los saques de su rival viajaban a 170 kilómetros por hora y el serbio presionaba desde la devolución.

A Djokovic se le escaparon dos opciones de ‘break’ en el quinto asalto de la manga de desempate. Fue un punto de inflexión porque el campeón dio un paso hacia delante. Se pasó del 2-3 para el tenista de Belgrado al 5-2. ‘Nole’ salvó la primera pelota de partido en el octavo juego con un segundo saque a 180 kilómetros por hora. Se le escapó después un revés que significó la sentencia.

Nadal vuelve a ganar en Roma, pero ya sabe que tendrá una dura competencia para levantar por decimocuarta vez la Copa de los Mosqueteros de París.

Comentarios desactivados en Triunfa Nadal sobre Djokovic en final de Masters de Roma