Agencias/Ciudad de México.- Un tenista argentino de baja ubicación en el ranking, vinculado con una organización dedicada al amaño de partidos en Bélgica fue suspendido cinco años por corrupción, informó la Agencia Internacional de Integridad del Tenis.

El tenista argentino Eduardo Agustín Torre fue suspendido por un período de cinco años de la actividad profesional, según anunció la Agencia Internacional de Integridad del Tenis (ITIA), luego de que el jugador haya sido encontrado culpable de cometer 35 infracciones del Programa Anticorrupción del Tenis (TACP).

Eduardo Agustín Torre fue sancionado por delitos cometidos en 2017 en relación con la causa penal de Grigor Sargsyan, líder de la organización ilícita, quien fue condenado a cinco años de prisión el año pasado.

Torre, que alcanzó el número 596 en el ranking de la ATP en septiembre de 2014, no respondió a las acusaciones de la ITIA en relación con 35 infracciones, entre ellas la facilitación de apuestas, la manipulación del resultado de los partidos, la solicitud de dinero o beneficios para influir negativamente en los esfuerzos de un jugador, la falta de denuncia de actos corruptos y la falta de denuncia de delitos de corrupción.

Al no responder, “Torre admitió en términos efectivos su responsabilidad por todos los cargos y accedió a las sanciones”, dijo la ITIA.

Torre también fue multado con 35,000 dólares.

Durante el período que transcurra la sanción, Torre tiene prohibido jugar, entrenar o asistir a cualquier evento de tenis autorizado o sancionado por la miembros de la ITIA (ATP, ITF, WTA, Tennis Australia, Fédération Française de Tennis, Wimbledon y USTA) o cualquier asociación nacional.

Apodado el Loco, Torre registra su último partido oficial como tenista de la ATP el 12 de noviembre de 2018 en Viña del Mar, Chile, en un encuentro de dobles. Es el sexto tenista argentino sancionado por la ITIA por no haber cooperado con el programa anticorrupción en el deporte. Los otros casos fueron los de Patricio Heras, Nicolás Kicker, Federico Coria, Franco Feitt y Nicolás Arreche.

La ITIA deja en claro que esta sanción “está relacionada con un caso penal recientemente concluido que implica a un sindicato de amaño de partidos en Bélgica”. La referencia es a una causa que se informó oficialmente en noviembre del 2023 y terminó con Grigor Sargsyan, señalado como el “líder del sindicato”, condenado a cinco años de prisión.

Aunque en total hubo siete jugadores de origen belga que en ese proceso terminaron con diversas sanciones: Arthur de Greef, Romain Barbosa (ambos suspendidos hasta febrero del 2025 y con una multa de 45 mil dólares) y Alec Witmeur (suspendido hasta diciembre del 2023 y con una multa de 30 mil dólares) ya habían sido suspendidos de manera provisional en cuando se abrió el proceso penal en Bélgica. Habían tenido como mejor ranking el 113°, 403° y 1056°, respectivamente.

Luego se sumó un castigo a Arnaud Graisse (suspendido hasta agosto del 2028 y con 60 mil dólares de multa), Julien Dubail (suspendido hasta julio del 2027 y con 45 mil dólares de multa), Maxime Authom (suspendido hasta julio del 2027 y con 30 mil dólares de multa) y Omar Salman (suspendido hasta mayo del 2026 y con 30 mil dólares de multa).

Según reveló el diario norteamericano The Washington Post a finales del 2023, la red que lideraba Grigor Sargsyan incluía, al menos, a 180 jugadores de 30 países y catalogó a la causa como “la mayor red de amaño de partidos en la historia del tenis”.

La ITIA ha suspendido al menos a 15 tenistas hasta ahora por nexos con el grupo de amaño de partidos que dirigía Sargsyan.

Da tu opinión

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.