Una gruesa línea roja atraviesa la superficie de la Tierra: la franja de riesgo de un posible impacto por asteroide, calculada a partir de su trayectoria observada en el espacio

Agencias / InsurgentePress, Ciudad de México.- Este 8 de septiembre la NASA lanzará desde Cabo Cañaveral la sonda OSIRIS-REx para el estudio del asteroide Bennu.

Javier Licandro y Julia de León, investigadores del Instituto de Astrofísica de Canarias (IAC) (España), participarán en la reunión previa del Grupo Científico que tendrá lugar los días 6 y 7 de septiembre y asistirán al lanzamiento de la sonda, previsto para el día siguiente. Durante los años 2018 y 2019, OSIRIS-REx caracterizará y tomará muestras de la superficie de Bennu, que serán analizadas a su vuelta a la Tierra, hacia 2023.

Bennu es un asteroide NEO (Near Earth Objects, objeto cercano a la Tierra), cuya composición se remonta al origen del Sistema Solar, de donde provienen los meteoritos más primitivos que se conocen, las condritas carbonáceas.

“Bennu –explica Javier Licandro- apenas ha cambiado desde que se formó hace 4.500 millones de años, por lo que analizando su composición y superficie podremos conocer mejor cómo se formó el Sistema Solar y cómo empezó la vida en nuestro planeta. OSIRIS-REx, a su vez, proporcionará datos útiles de Bennu para calcular con mayor exactitud su órbita y su probabilidad de colisión con la Tierra”.

El equipo del IAC estará involucrado en distintas actividades durante las dos fases de la misión. Durante su vuelo y visita a Bennu, formará parte del IPWG (Image Processing Working Group) y producirá los mapas de color de las imágenes captadas por las cámaras OCAMS (OSIRIS-REx Camera Suite), que permitirán estudiar la distribución geográfica de las absorciones producidas por minerales hidratados, fundamentales para evaluar la abundancia de agua.

“Después, continuaremos trabajando en la caracterización física de asteorides primitivos, necesaria para apoyar, mejorar y poner en contexto la ciencia de OSIRIS-REx. Para ello, estudiaremos las propiedades superficiales espectrales y térmicas de las familias colisionales de asteroides primitivos en el cinturón principal, las poblaciones externas al mismo, los asteroides activados y los cometas de dicho cinturón (MBCs o Main Belt Comets)”, señala Julia de León.

También contribuirán a seleccionar el sitio donde se tomarán las muestras y harán su calibración en vuelo.

Además, esta investigadora liderará el catálogo espectroscópico de asteroides primitivos (PRIMASS, Primitive Asteroid Spectroscopic Survey) en el visible e infrarrojo cercano. Por último, utilizarán datos de varios catálogos de asteorides como el VISTA VHS, el J-PLUS y la misión GAIA.

Diseño 3D de la sonda OSIRIS-REx en el asteroide Bennu. (Crédito: NASA/Goddard Space Flight Center)
Diseño 3D de la sonda OSIRIS-REx en el asteroide Bennu. (Crédito: NASA/Goddard Space Flight Center)
Comentarios desactivados en Lanza NASA misión OSIRIS-REx para estudiar asteroide Bennu