Agencias/Ciudad de México.- La Unión Europea (UE) abrió una nueva investigación antimonopolio contra Google, en esta ocasión sobre si el gigante tecnológico está sofocando la competencia en tecnología de publicidad digital.

Google trabajará con la Comisión Europea (CE) para “aclarar cualquier duda que tenga” y “demostrar que sus soluciones funcionan y lo hacen de una forma absolutamente competitiva”, ha afirmado este martes Fuencisla Clemares, la directora General de Google España y Portugal.

La Comisión Europea anunció el martes la investigación formal sobre si Google incumplió las normas de competencia del bloque al favorecer sus propios servicios de tecnología para mostrar anuncios a expensas de servicios de tecnología publicitaria, anunciantes y medios rivales.

De esta forma se ha referido en Santander, en el curso organizado por la Asociación de Periodistas de Información Económica (APIE), a la investigación antimonopolio que ha abierto la CE para determinar si Google infringió las normas europeas de competencia al favorecer sus servicios de tecnología publicitaria en internet en detrimento de proveedores rivales, anunciantes y editores.

La Comisión, que es la rama ejecutiva de la UE y supervisa la competencia en el bloque, dijo estudiar en concreto si Google restringe el acceso a terceros a datos de los usuarios con fines publicitarios en sitios web y aplicaciones.

“Los servicios de publicidad en internet están en el centro de cómo Google y los medios monetizan sus servicios en internet”, explicó Margrethe Vestager, comisaria de competencia de la UE y vicepresidenta para asuntos digitales de la Comisión.

Google recopila datos para utilizarlos en publicidad dirigida, al mismo tiempo que vende espacios para publicidad y actúa como intermediario entre los anunciantes y los sitios web que colocan los anuncios, dijo.

“Nos preocupa que Google haya hecho más difícil la competencia para los servicios publicidad en internet”, dijo Vestager.

AP envió un email a la oficina de prensa de Google para pedir comentarios sobre la pesquisa.

A falta de conocer los detalles al respecto, Clemares ha dejado claro que hay “miles de clientes” que usan las soluciones publicitarias de Google porque “les funciona” y que existen web que usan los servicios de la compañía que representa porque les permiten monetizar su actividad y así obtener fondos.

Ha negado que Google tenga monopolio alguno y ha recordado que la forma de buscar información en internet hoy día “es muy variada”, teniendo en cuenta que “solo” un 28 % de los usuarios comienza a hacerlo a través de un “buscador generalista”.

Ha recordado que el 72 % de los usuarios busca vuelos, hoteles y restaurantes a través de buscadores especializados y que el 60 % que requiere información comercial lo hace a través de Amazon.

Por otro lado, ha comparado el mercado digital actual con el de los años 90, cuando para cambiar de servicio había que efectuar una instalación compleja. “hoy en día cambiar de servicio está a un solo clic de distancia”, ha defendido.

Esta es la “dinámica real” en internet, que, para Clemares, no puede ser más “competitivo, dinámico e innovador. Es un espacio que está cambiando de forma absolutamente constante”.

No obstante, ha reconocido que es “normal” que cada vez haya más escrutinio y se le mire con mayor detalle a Google, teniendo en cuenta que “cada vez es más grande y tiene más éxito”.

Bruselas prevé examinará en particular si Google está distorsionando la competencia al restringir el acceso de terceras partes a datos de los usuarios con fines publicitarios en web y aplicaciones móviles, reservándolos para su propio uso, según ha anunciado este martes en un comunicado el Ejecutivo comunitario.

El regulador alemán de competencia abrió una investigación contra la compañía estadunidense de tecnología Apple por “eventuales prácticas anticompetitivas” con base en una ley que amplía el margen de acción contra los gigantes digitales.

“Un procedimiento” se ha “lanzado contra la sociedad tecnológica Apple en virtud a las nuevas reglas antimonopolio aplicables a los grupos digitales”, anunció la oficina federal anticarteles, que ya había iniciado investigaciones contra Facebook, Google y Amazon.

“La investigación se centrará en el funcionamiento de la App Store puesto que, en numerosos casos, permite a Apple influenciar las actividades de terceros”, indicó Andreas Mundt, presidente de la oficina anticarteles.

Este órgano regulador indica que la App Store es la única plataforma de descarga de aplicaciones disponible en los aparatos vendidos por Apple, lo que le otorga “una posición de poder difícil de atacar por otras empresas”.

Contactado por la AFP, el grupo estadunidense se dijo “impaciente de discutir su perspectiva con la oficina federal anticarteles y de mantener un diálogo abierto sobre sus preocupaciones”.

La investigación deberá determinar si la empresa se beneficia de una “importancia primordial en los mercados” o si despliega prácticas prohibidas como el “establecimiento de barreras de entrada” o la “autorreferencia de sus propios servicios”.

La firma de la manzana tiene una importante presencia en Alemania, donde anunció recientemente una inversión de mil millones de euros (mil 190 millones de dólares) en una unidad de diseño de chips electrónicos en Múnich (sur).

Alemania aprobó a principios de año una nueva ley que refuerza los poderes de las autoridades de la competencia, especialmente ante los gigantes tecnológicos, y les permite adoptar medidas de prohibición “inmediatas” si se demuestra que una empresa tiene una cuota desproporcionada en varios mercados.

Comentarios desactivados en Investiga Unión Europea a Google por monopolio de publicidad en línea