Agencias /Ciudad de México.- Si has intentado comprar una tarjeta gráfica es poco probable que hayas encontrado la que querías, al menos al P.V.P. original. El motivo es que la mayoría de gráficas están siendo compradas en lotes por aficionados e inversores para minar criptomonedas.

Una GPU es mucho mejor que una CPU para realizar los cálculos matemáticos necesarios para ‘generar’ una criptomoneda; el aumento de valor de monedas como Ethereum ha motivado a muchos usuarios a comprar las gráficas más potentes para generar la mayor cantidad de monedas virtuales.

Los jugadores se han convertido en la víctima colateral de esta fiebre del oro virtual. Aunque la nueva generación de gráficas de Nvidia (la RTX 3070 y 3080) y AMD (la RX 6800 y 6800 XT) lleva meses en el mercado, muy pocos han podido disfrutarlas ejecutando juegos. No sólo eso, sino que el problema se está extendiendo a los portátiles, que ahora se usan para minar criptomonedas.

Aunque este problema no es nuevo, la creciente subida de Ethereum y el Bitcóin finalmente ha motivado a Nvidia a tomar cartas en el asunto; y su decisión puede sorprender a mucha gente.

Cuando la nueva GeForce RTX 3060 llegue al mercado el próximo 25 de febrero, será mucho peor para minar criptomonedas. Nvidia lanzará unos nuevos drivers que detectan las características propias del minado de criptomonedas, limitando el ratio de ‘hash’ aproximadamente un 50%.

En otras palabras, si intentamos minar con esta nueva tarjeta, conseguiremos más o menos la mitad de monedas virtuales de lo habitual. Eso debería echar atrás a mucha gente, ya que simplemente no merecería la pena la inversión de comprar la gráfica y dejar el equipo funcionando.

Por ahora, esta medida sólo afecta a Ethereum, una de las monedas virtuales más populares entre los ‘mineros’ que usan tarjetas gráficas; además, parece que, al menos inicialmente, sólo la RTX 3060 perjudicará a las criptomonedas de esta forma.

La RTX 3060 se planta como la nueva opción de gama media de Nvidia, con un precio de partida de 329 dólares. Nvidia promete una mejora sustancial respecto a pasadas generaciones, superando los 60 frames por segundo en juegos actuales y compatible con tecnologías como DLSS.

Nvidia ha decidido, básicamente, dividir su oferta de tarjetas gráficas en dos; una dirigida a jugadores, y otra a ‘mineros’. La marca GeForce seguirá como siempre, como la opción preferida de los jugadores, pero además, ahora Nvidia ofrecerá una nueva gama de productos llamada CMP (Cryptocurrency Mining Processor), diseñada para la minería profesional de criptomonedas.

La división será absoluta, hasta el punto de que las tarjetas con marca CMP no tendrán salida de gráficos y por lo tanto, no podrán ser usadas para jugar (aunque no está claro si realmente se bloqueará la ejecución de juegos).

Pero claro, eso no cambia mucho las cosas si Nvidia lo único que hace es cambiar la marca de las gráficas que vende. Lo verdaderamente interesante es que Nvidia afirma que las gráficas CMP no cumplen las especificaciones de una gráfica GeForce; es decir, que son peores que las que se venderán a los jugadores.

Parece que Nvidia ha encontrado una manera de aprovechar los chips que normalmente no vendería al público, aunque eso no ha sido confirmado; sí que ha aclarado que los modelos CMP tienen frecuencias y voltajes inferiores y, por lo tanto, no serían tan buenas para jugar pero a cambio son más eficientes.

Las gráficas CMP sólo se venderán a través de distribuidores autorizados, por lo que probablemente no llegarán a tiendas convencionales.

Nvidia CMP no tiene soporte para gráficos: no tiene salidas de vídeo, por ejemplo, algo que como señalan en Nvidia mejora la regrigeración y que permite que se puedan “apilar” más y más de estas tarjetas. Además, destacan, en estos procesadores se trabaja con menores frecuencias y voltajes, lo que permite mejorar la eficiencia y reducir el consumo durante el minado.

Las nuevas Nvidia CMP HX, que es el nombre completo de la familia, cuentan con varias versiones con distintas prestaciones que sobre todo afectan a su tasa de minado —medida en tasa de hashes Ethereum, una referencia tradicional ya entre mineros de esta criptodivisa— y su consumo.

El lanzamiento de estos procesadores o sistemas de minado de criptodivisas se produce precisamente con la idea de evitar que los mineros persigan las mismas tarjetas gráficas que los gamers intentan conseguir, y esto debería ayudar a que poco a poco el problema de la escasez de gráficas se vea aliviado.

De momento no hay precios para estas tarjetas de minado, que aparecerán en el primer y segundo trimestre de 2021. Ahora queda por ver si efectivamente las Nvidia CMP HX consiguen su objetivo y logran dejar claro que, como dice Nvidia

Comentarios desactivados en Empeora Nvidia minado de criptomonedas en tarjetas gráficas