Agencias/Ciudad de México.- La endeudada promotora inmobiliaria china Fantasia Holdings congeló hoy la cotización de sus acciones en Hong Kong después de que sus acreedores presentaran una petición de liquidación contra una de sus subsidiarias en relación a un préstamo en el que actuaba como avalista.

En un comunicado remitido al parqué hongkonés antes de la apertura de la sesión de este lunes, Fantasia avanza que publicará un “anuncio” con información interna de la compañía, aunque no da más detalles al respecto.

El pasado viernes, el grupo reveló la existencia de la citada petición de liquidación contra una de sus principales filiales, Fantasia Investment, que figuraba como garante en un préstamos de 149 millones de dólares.

“La compañía buscará asesoramiento legal para proteger sus derechos e intereses, y tomará todas las medidas necesarias, pasando por mantener un diálogo constructivo con el demandante para afrontar el asunto”, indicó la empresa.

El diario hongkonés South China Morning Post aseguró que se trataba de la primera vez que acreedores presentan una petición de liquidación contra una promotora inmobiliaria de la China continental o alguna de sus subsidiarias.

Una petición de liquidación es, generalmente, el último recurso de los acreedores, y con ella se reclama a los tribunales que obliguen al deudor a liquidar sus activos para pagar sus préstamos.

Fantasia es una de las promotoras inmobiliarias chinas que ya han incurrido en el impago de sus deudas o han solicitado a sus inversores una prórroga para poder hacer frente a los pagos pendientes.

Sus acciones, que ya habían estado congeladas cuando anunció que no había pagado 205 millones de dólares que debía de un bono y que no había garantías de que pudiera hacer frente a todas sus deudas bajaron casi un 6 %.

Según informó el grupo, a finales de junio su pasivo total ascendía a unos 13,000 millones de dólares, cantidad de la que un 60 % vence antes de que termine el primer semestre de 2022.

Los inversores internacionales están siguiendo con atención la situación del sector inmobiliario chino, en el que algunas empresas afrontan problemas de liquidez ante las restricciones que Pekín impuso al acceso a la financiación bancaria para las promotoras más endeudadas.

El caso más representativo es el de Evergrande, que acumula un pasivo superior a los 300,000 millones de dólares, aunque todavía no ha incurrido oficialmente en el impago de ninguno de sus bonos.

Comentarios desactivados en Congela Fantasia Holdings acciones de cotización en Hong Kong