Notice: jetpack_enable_opengraph está obsoleto desde la versión 2.0.3. Utiliza jetpack_enable_open_graph en su lugar. in /home2/insurge2/public_html/wp-includes/functions.php on line 3831

Real Madrid y Manchester United se verán las caras mañana en la Supercopa de Europa

964 0

Redacción

Madrid, España, 7 agosto 2017.-Zidane ha decidido llevar a Cristiano Ronaldo a Skopje, capital de Macedonia, donde mañana disputará contra Manchester United, el antiguo club del portugués, la final de la Supercopa de Europa.

Hace pocas semanas tuvo lugar en territorio norteamericano el último partido entre ambos conjuntos, con triunfo para los red devils en la tanda de penales.

Los respectivos campeones de la Liga de Campeones y de la Liga Europa protagonizan un duelo de gigantes y ambos quieren seguir ampliando su palmarés con un trofeo que será o bien el cuarto para los blancos tras los logrados en 2002, 2014 y 2016 o el segundo para los “red devils” tras el de 1991.

La cita supondrá el reencuentro de dos protagonistas con sus antiguos equipos: por un lado José Mourinho, que salió del Real Madrid en 2013 tras tres temporadas con problemas con algunos de sus dirigidos y en las que por un tiempo fue su ayudante el actual técnico blanco Zinedine Zidane.

Y por el otro Cristiano Ronaldo, que se volverá a cruzar con el equipo con el que alcanzó la fama mundial. No se contaba con la presencia del portugués para esta final sino para la de la inminente Supercopa de España al haber participado sólo en dos entrenamientos con el resto de sus compañeros.

El delantero se incorporó recién el sábado tras su permiso vacacional por la Copa Confederaciones y aún así Zidane decidió incluirlo en la expedición que esta mañana se desplazó a Macedonia, por lo que ya no se descarta que pueda jugar algunos minutos o incluso ser titular.

En cualquier caso, los dirigidos por Zidane están obligados a ofrecer una mejor versión que la vista durante los ensayos de pretemporada, en las que tuvieron un desempeño gris sobre todo en el apartado anotador.

Por su parte, Mourinho afronta el partido pensando en cómo armar su defensa tras las bajas por sanción de Phil Jones y Eric Bailly y las ausencias por lesión de Luke Shaw, Ashley Young y Marcos Rojo. Todo apunta a que el recién firmado sueco Victor Lindelof deberá compartir el centro de la zaga con Chris Smalling.

Según manifestó el técnico portugués en la previa lo que más le preocupa es la “inexperiencia” de la mayoría de sus jugadores en grandes partidos europeos.

“Este es un nuevo Manchester United, con una nueva generación de jugadores. El año pasado jugamos la Europa League, que fue importante para nosotros en términos de ganar experiencia, pero ahora estamos volviendo a la Champions League y nos jugamos la Supercopa ante el mejor equipo de Europa, por lo que es una gran oportunidad”, aseguró.

Este será el undécimo duelo oficial entre madridistas y “red devils” desde su primer encuentro en 1957, con un saldo de cuatro triunfos para los españoles, dos para los ingleses y cuatro empates. Su último antecedente se vivió en 2013, cuando el Real Madrid eliminó al United en los octavos de final de la Champions League.