Naucalpan contra la delincuencia y su propio Ministerio Público

109 0

Agencia/InsurgentePress, Estado de México.- Además de la sorpresa y el coraje de encontrar sus vehículos sin espejos y sin tapones, vecinos de Misiones y Ciudad Satélite batallaron con las trabas del Ministerio Público de Naucalpan cuando acudieron a denunciar.

Gina se encontraba en su casa en Circuito Pintores, en Satélite, cuando el ruido y las luces de una patrulla la despertaron, cerca de las 6:00 horas.

Al salir, se encontró con policías que custodiaban un Honda Fit Blanco, placas 361 ZXY, justo frente a su casa.

Era el vehículo donde se trasladaba Humberto, un venezolano de 37 años detenido cuando quitaba espejos a un auto justo en el portón de Gina.

Los uniformados relataron que el hombre ya había sido detenido y trasladado al MP minutos antes, pero esperaban la grúa para trasladar el auto.

Fue cerca de las 7:30 horas cuando su hijo se percató que tanto a su auto como al de su madre le faltaban las lunas.

Ante esto, acudieron al MP a denunciar, pero cuando llegaron, cerca de las 9:00 horas, el personal que llevaba el caso dijo que para proceder tenían que entregar dos copias de sus identificaciones.

“Domingo, temprano, a esa hora no encontré nada abierto y mejor me fui, nada más faltaba que me pidieran la cartilla de vacunación”, relató casi 10 horas después.

Hacia las 19:00 horas, Gina se encontraba en su patio cuando otros vecinos, robados una semana antes en el Fraccionamiento Misiones, se acercaron.

Explicaron que buscaban a los afectados para que denunciaran, ante el riesgo de que el ladrón saliera libre.

Por la mañana, supieron de la detención y acudieron a interponer su denuncia, a presentar videos y fotografías, pero la agente del MP les dijo que tenían que haberlo hecho antes y no les permitió proceder.

Para las 16:30 acudieron nuevamente con carteles, expresando su molestia.

La agente que se encontraba en ese momento en el Ministerio Público dio trámite a la denuncia de los vecinos, por lo que fueron en busca de otros afectados.

Finalmente, Gina, tras pagar 800 pesos por dos lunas para poder usar su camioneta, pudo interponer el recurso legal por el robo de sus espejos.

También acudieron vecinos del Fraccionamiento Ampliación Vista Hermosa, en Tlalnepantla, cerca de Satélite, pues descubrieron que varios fueron víctimas.

Con información de Reforma