Exige afición cabeza de Ambriz

57 0

Agencia/InsurgentePress, Ciudad de México.- Las Águilas de Ignacio Ambriz no funcionan.

El América le regaló las entradas a sus aficionados y el partido al León, tras caer 2-0 en el Estadio Azteca, que despidió al equipo con gritos de “Fuera Ambriz”.

Las Águilas no supieron aprovechar su condición de local y no mostraron ni la décima parte del coraje que sacaron en el Estadio Azul para elaborar una remontada épica el sábado pasado.

El cuadro azulcrema se desdibujó totalmente, el León hizo una lectura detallada de las fallas en la defensa local y se aprovechó de ello para convertirlos en un equipo vulnerable, que terminó sucumbiendo ante la magia de Mauro Boselli, quien marcó un doblete.

Fue como si los pupilos de Ambriz hubieran gastado toda su energía en el Clásico Joven, porque ante los Panzas Verdes no tuvieron ni siquiera la propuesta ofensiva de otros encuentros.

La “Sambu-dependencia” les pasó factura porque nadie pudo tomar la batuta en el medio campo para hacer jugar al América, ante la ausencia de su capitán; ni Osvaldo Martínez ni Renato Ibarra fueron la solución.

Silvio Romero y Oribe Peralta se contentaron con ver pasar el balón de largo y seguir las acciones a lo lejos, porque no les llegó nada a modo.

A pesar de que las entradas fueron gratuitas, el espectáculo no valió la pena, no sólo por la derrota de las Águilas, sino porque en el campo de juego no se prodigaron y otra vez quedaron a deberle americanismo, que ya extraña un buen partido en el Coloso de Santa Úrsula.

Otra vez el grito de “Fuera Ambriz” surgió de las gradas al minuto 40, pues como suele suceder en el futbol, la culpa se recargó sobre el entrenador. Y para la gente que hace unos días vitoreó la reacción del equipo ante el Cruz Azul, ahora vivieron horas de dolor por la falta de alma de un plantel que no acaba de encontrar una idea futbolística que lo haga ser espectacular y eficiente.

Boselli primero los sorprendió al minuto 10, para ponerlos a sufrir con un gol que los descontroló muy temprano y luego les repitió la dosis al 50′, para darles la estocada final, porque el León tenía 4 derrotas cómo visitante y 9 goles recibidos; hoy bajó la cortina y se llevó los 3 puntos.

El América ni tiempo va a tener de digerir la derrota porque el martes enfrentará a Necaxa en Aguascalientes, y con un pésimo desempeño en casa se viene su tercer Clásico ante Pumas, un equipo que se crece en el Azteca.

Con información de Reforma