Analizan urgencias de indígenas centroamericanos y mexicanos

52 0

Redacción

Panamá, Panamá, 12 diciembre 2017.-Insalubridad, insuficiente educación y ejecución de programas sociales, pobreza y desigualdad, son algunos problemas perentorios de las comunidades indígenas de Centroamérica y México analizados hoy aquí por líderes de pueblos originarios, gobiernos y Naciones Unidas (ONU).

Con la intención de dejarse escuchar por primera vez por jefes de Estado y Gobierno en la Cumbre Iberoamericana de Guatemala, en 2018, el Fondo para el Desarrollo de los Pueblos Indígenas de América Latina y el Caribe (Filac) inició en el Istmo el proceso de consultas de su Ruta Iberoamericana.

El objetivo principal de este esfuerzo es promover un espacio de diálogo y concertación entre gobiernos y los indígenas, hacia una agenda compartida de esos actores, que logre disminuir la brecha de pobreza y desatención de las etnias, las cuales lideran los índices de ese flagelo, a partir de la desigualdad.

Paneles que argumentaron los problemas y ofrecen soluciones bajo premisas de profundos estudios científicos, conformaron el programa del encuentro en Panamá, donde, si bien no fueron los gobiernos los más representados, ponentes y audiencia compartieron realidades de ese sector marginado de la sociedad.

Los análisis incluyeron el tema central de la venidera Cumbre: ‘Una Iberoamérica próspera, inclusiva y sostenible’, y vincularon lo ambiental a la pobreza, pues los territorios son deteriorados por la actividad extractiva, pero sus pobladores no reciben beneficio económico de la misma.

En una de las intervenciones se recordó que ‘los ancianos dicen que la humanidad va a sentir cuánto le hemos quitado a la Naturaleza’, mientras otros aseguraron que el medio es ‘un ser vivo, hermano, padre, hermano, familia…’, porque así interpretan su visión del mundo, la cual prefieren llamar cosmovisión.

Críticas a los enfoques económicos de los países se escucharon en la sala, principalmente dirigidos a Panamá, del cual una representante de la etnia Ngabe Buglé dijo que la propaganda de la élite de poder se enfoca a la creciente riqueza creada, mientras evitan referir su distribución desigual.

Por ello, en uno de los paneles se definió que ‘para prosperar en la región, pueblos indígenas y Estados deben sumar esfuerzos para luchar contra las distintas formas de discriminación vigentes en la sociedad, asegurando el mejoramiento de las condiciones económicas y sociales’.

Si bien los ponentes dejaron claro que los originarios no niegan el desarrollo percé, los conocimientos tradicionales, las manifestaciones tecnológicas, científicas y culturales de esos pueblos, desempeñan un papel importante en la sostenibilidad productiva y económica de la región.

Fortalecimiento de derechos de estas etnias y la gestión institucional para el desarrollo de las regiones donde habitan, en correspondencia con la identidad de su cultura, son elementos que analizaron en este encuentro, al que seguirá otro similar de la subregión Andino-Amazónica en abril del próximo año, en Perú.